Geometrías

Relatos

Cuadrado, círculo y triángulo. Esas son las tres primeras formas geométricas que aprendemos cuando somos niños. Luego vendrán los hexágonos, pentágonos, rombos y romboides, todos delimitados y fáciles de dibujar. La cosa empieza a complicarse algo más con los poliedros, ya estamos hablando de figuras 3D. Es más difícil controlar todos sus lados. En fin, como la vida misma.

Creo que el bien y el mal está diferenciado y que la línea que los separa es muy delgada, pero sólida. Sin embargo, creo en la comprensión, en la empatía y en que cada persona tiene unas circunstancias, una historia y una razón para ver, sentir y hacer lo que hace. Creo en los matices y en los grises y en que deberíamos abrir nuestra mente teniendo unos valores firmes para que no nos tambaleemos cuando tratemos de entender a todo el mundo. Creo que a veces yo también puedo ser insegura y me cueste en lo personal tomar decisiones acertadas, sobre todo cuando afectan las realidades de muchas personas, ¿y si lo bueno para mí hace daño a otra persona? ¿qué es lo correcto? en muchas ocasiones no lo sé, o sí, pero quizás no sepa verlo.